La necesidad de recuperar la cooperación al desarrollo en la Comunidad de Madrid

Autor. José Miguel Calvillo Cisneros.

Próximas las elecciones autonómicas y municipales que se celebrarán en la primavera de este año, desde AID Consulting queremos reflexionar sobre la situación real del sector de la cooperación al desarrollo centrándonos en esta ocasión en el ámbito geográfico de la Comunidad de Madrid.

En los últimos años se ha producido una desmantelación de todo aquello que tuviera que ver con la solidaridad. En este sentido, la cooperación al desarrollo ha sido una víctima mortal de la política de recortes presupuestarios. De esta forma, la cooperación al desarrollo de la Comunidad de Madrid ha pasado de ser una de las más potentes dentro del contexto del Estado a ser una de las Comunidades menos solidarias.

Tabla 1. Ranking de 2013 de Comunidades Autónomas más solidarias. Datos del Informe sobre la Realidad de la Ayuda de Intermon Oxfam.

Tabla 1

 

Ante este escenario, los diferentes actores políticos tienen la oportunidad, pero también el deber moral, de rescatar una de las señas de identidad de la ciudadanía madrileña: la solidaridad. Pero además, se presenta una ocasión perfecta para crear una política de cooperación al desarrollo convirtiendo debilidades del pasado en fortalezas de futuro; una cooperación basada en las potencialidades de la Comunidad de Madrid que pueden ser perfectamente exportables a sociedades que están sufriendo de manera más radical las consecuencias de la crisis económica y de la desigualdad; una política de cooperación que gire en torno a fomentar la gobernabilidad local.

Gráfico 1. Evolución de la Ayuda Oficial al Desarrollo de la Comunidad de Madrid (2001-2014). Datos del Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas.

Grafico 1

La cooperación al desarrollo en la Comunidad de Madrid representa, además, a un sector formado por un nutrido cuerpo de ONGD que exportan los valores de la sociedad civil en relación con la solidaridad y los derechos humanos, y que cuentan con un número importante de profesionales que también están comprometidos con estos valores solidarios y a los que no se puede dejar en el olvido.

Desde AID Consulting queremos hacer propuestas que giren en torno a tres ejes realistas y pragmáticos.

En primer lugar, tener claro el papel que debería jugar una nueva política de cooperación al desarrollo, en su justa medida, sin cometer excesos cuantitativos, ni promesas presupuestarias cargadas de romanticismo. En definitiva, ni hacer más de lo que puedes, ni menos de lo que debes. En segundo lugar, crear una cooperación que evite duplicidades con la cooperación centralizada (Estado) potenciando aquellas cuestiones donde la Comunidad de Madrid pueda aportar un valor añadido. Y en tercer lugar, la política de cooperación al desarrollo implica un compromiso a largo plazo que garantice la continuidad de las acciones y evite situaciones de volatilidad que deriven en impactos negativos sobre las poblaciones con las que se trabaja agravando una situación ya de por sí muy desfavorable.

Las propuestas que desde AID Consulting lanzamos y apoyamos a los futuros responsables políticos son las siguientes:

  1. Recuperación del marco institucional basado en criterios de eficiencia, eficacia, coherencia y mutua responsabilidad, donde los beneficiarios sean líderes de su propio desarrollo con todo nuestro apoyo.
  2. Recuperación de la capacidad presupuestaria.Elaborar una apuesta conjunta para destinar recursos económicos y aumentar la cooperación técnica, promoviendo el intercambio y la transferencia de conocimientos.
  3. Crear mecanismos de evaluación, seguimiento y rendición de cuentas en un marco de transparencia frente a la ciudadanía.
  4. Potenciar el papel de la sociedad civil y los agentes locales fomentando, además, una política de educación en valores solidarios (Educación para el Desarrollo) enfocada a transmitir a la ciudadanía madrileña las causas del empobrecimiento de los países del sur.

Sentando estas bases sólidas y realistas podremos contar con una nueva política de cooperación al desarrollo basada en criterios de eficacia, eficiencia, coherencia, sostenibilidad y de mutua responsabilidad. De lo contrario, esta Comunidad continuará liderando la lista de las regiones menos solidarias de España.

Leave a Reply


  • *